Luego de un año 2015 lleno de conflictos, el 2016 no parece ser muy distinto para el pueblo venezolano. Lo que ocurre es que a la grave crisis política que el país bolivariano enfrente desde hace ya unos años, el gobierno chavista de Nicolás Maduro ahora también deberá enfrentar problemas extremadamente agudos para su país como lo son la Escasez, la Inflación y la Recesión, que de no solucionarse rápidamente llevarán a Venezuela al colapso en todos los niveles.

Estos problemas que en un principio intentaron ser “maquillados” por el régimen de Maduro, hoy en día se han vuelto indisimulables para el pueblo venezolano. Teniendo como eje principal que desde el año 2014 las industrias nacionales se han vuelto cada vez más improductivas. Acentuando aún más esta problemática por la caída mundial de los precios del petróleo.

También la crisis multicausal que aqueja al país bolivariano tiene que ver con el impresionante aumento de los precios ocurrido a lo largo de todo el año 2015, ya que por ejemplo un kilogramo de carne de res que a principios del año pasado costaba unos 450 bolívares, a finales de año tenía un valor de casi dos mil, representando así una suba en el precio de un 344 por ciento. Es por eso que ya desde diciembre del año 2014 el Banco Central de Venezuela dejó de publicar datos oficiales de inflación.

maduro 4

Por otro lado otro de los temas que preocupa al pueblo bolivariano tiene que ver con que en el caso de que ocurriese una crisis alimentaria, el Estado no podrá importar alimentos, debido a que no cuenta con los recursos necesarios para hacerlo.